En el anterior post, mostrábamos algunos de los lugares más insólitos de la isla dignos de ser visitados, algunos más conocidos y otros no tanto pero todos, altamente recomendables. En este caso, continuaremos recorriendo el norte de Ibiza para seguir descubriendo la magia que entraña esta parte de la isla.

Comenzaremos visitando el mítico pueblo de Sant Carles, un pueblo lleno de encanto, donde disfrutar de unas auténticas Hierbas Ibicencas caseras. Éstas se elaboran en el restaurante Ca n’Anneta, el bar con más solera del pueblo donde vecinos y visitantes disfrutan de una copa o de una tapa en un ambiente de lo más distendido y a la sombra de su acogedora terraza cubierta de enredaderas. Sant Carles es además el hogar del conocido mercadillo hippie de Las Dalias, así que al terminar de saborear tu copa de Hierbas, no olvides pasarte por allí. Famoso en la isla por contar con todo tipo de artesanos y artistas, aquí podrás comprar desde ropa adlib, jabones, pulseras de todos los colores y hasta incluso obras de arte. Será el lugar perfecto para adquirir ese regalo especial para algún ser querido al que quieras llevarle un pedacito de Ibiza. Estará abierto todos los sábados durante el día, los lunes y martes durante la noche y los domingos de agosto también.

ok__0003_P1013628

Otro lugar para hacer tus compras que no puedes dejar pasar es el mercadillo artesanal de Sant Joan de Labritja, cuyos puestecillos se despliegan por toda la plaza para ofrecer una mañana llena de actividad. Existen puestos de lo más variados pero los que más destacan, sin duda, son los de artesanía autóctona y los que ofrecen productos ecológicos como verdura o miel recolectados en Ibiza. Un lugar para dejarse llevar por los aromas y sabores de la isla.

ok__0002_IMG_2648

Y la jornada debe continuar con un más que esperado baño en el Mediterráneo. Estamos de suerte pues la zona norte goza de una variada costa, donde encontrarás playas como Es Figueral o Portinatx, perfectas para familias que busquen servicios accesibles y una buena zona de arena donde los niños puedan disfrutar. Pero también existen calas más recónditas como Caló d’en Serra, que cuenta con fondos marinos espectaculares donde practicar snorkel o s’Aigua Blanca, de belleza colosal y escondida bajo un gran acantilado. Y para los más aventureros, nada como hacer una pequeña excursión a es Portitxol, una auténtica cala de pescadores en la costa de Sant Miquel a la que sólo se puede acceder tras una pequeña caminata que valdrá la pena cuando descubras este lugar tan insólito.

ok__0001_IMG_6959

Ten en cuenta que en cualquiera de estas calas podrás gozar de un perfecto día de sol y playa pero también hay una amplia gama de actividades acuáticas para disfrutar de estos parajes. Una propuesta muy interesante, por ejemplo, es hacer una escapada subacuática con la escuela de submarinismo Subfari, ubicada en Portinatx. Estarán encantados de mostraros la belleza que existe también bajo el mar ibicenco y la preciada Posidonia Oceánica, tesoro y patrimonio de nuestros mares. En esta misma playa además, también encontrarás diversos servicios de alquiler de material para practicar deportes acuáticos tan emocionantes como el kayak o el cada vez más conocido Paddle Surf, actividades perfectas para hacer una pequeña excursión por la costa norte.

ok_paddlesurf

Un lugar muy acertado para cenar es el restaurante Es Caliu donde se fusiona lo tradicional y lo vanguardista. Está ubicado en la carretera de Sant Joan, rodeado de diferentes árboles frutales tales como naranjos, y cuenta con una iluminación acogedora que dota al entorno de una auténtica atmósfera mágica. Es una oportunidad ideal para conocer los platos más tradicionales de la gastronomía ibicenca con el fresco toque de la cocina de autor. Además en su Cocktail Garden podrás probar una amplia variedad de cócteles de autor y demás refrescos, todo ello en un un ambiente distendido y relajado con música en directo ciertos días de la semana.

Es Caliu es ideal para cualquier velada relajante en la intimidad con tu familia, amigos o pareja, a la luz de las velas y en un entorno romántico. ¡No hay nada como compartir buenos momentos con la gente que quieres!

escaliu