Es conocido por todos que Ibiza ofrece una propuesta de playas y calas maravillosas. Aguas cristalinas, finas arenas y diferentes ambientes. Más familiares, más ambientadas, más tranquilas, más cool, en definitiva, una oferta amplia, pero sobre todo, siempre sugerente y tentadora. Una oferta para todos…los chiringuitos.

A parte de relajarse y disfrutar de  una cómoda hamaca, tomar el sol y darse un baño, uno de los mayores atractivos de las playa de Ibiza, es la posibilidad de comer y beber en todas ellas. Por lo general, además, muy bien.

Ibiza propone una diferente pero muy atractiva manera donde saborear su cocina, los chiringuitos. Normalmente son pequeñas construcciones temporales, de estilo rústico, con un aire desenfadado y ambiente tranquilo que ofrecen un servicio cordial, cercano y atento. La mayoría de ellos, llevan muchos años haciendo disfrutar a sus clientes. Hoy, se puede observar que en algunos casos han evolucionado a modernos Beach Clubs, con Dj’s, parties y multitud de servicios. Pero muchos de ellos se mantienen como hace años, conservando esa esencia tan particular a quiosco de playa, a la Ibiza más auténtica. Unas mesas sobre la arena, sombrillas para resguardarnos del sol, y buen ambiente.

Veamos a continuación, algunos ejemplos muy sugerentes. Como el chiringuito de la playa de Cala Codolar, pequeño y muy acogedor. Sólo para tomar algún refrigerio y comer algo muy sencillo, hamburguesas y bocadillos fríos. Unas pocas mesas y sombrillas sobre la arena. La oferta no es muy amplia, pero ofrece un lugar tranquilo y a unos precios muy atractivos.

Otra propuesta podría ser el chiringuito de María (Sa Punta). Un agradable chiringuito, más chic que el anterior, situado al borde del mar, en un extremo izquierdo (mirando al mar) de la bonita playa de Talamanca. Interesante oferta gastronómica la que nos ofrece María, su propietaria, con platos más elaborados, pescados frescos recién llegados y sabrosas carnes a la brasa, que podemos disfrutar con esas maravillosas vistas a la ciudad antigua de Ibiza (Dalt Vila).

Muy cerca del Port de Sant Miquel, concretamente en la playa Caló des Multons, encontramos el chiringuito Utopía, un lugar tranquilo donde se respira un aire muy fresco, servicio de hamacas e incluso camas balinesas. Además dispone una carta de platos sencillos y naturales, ensaladas y bocadillos. Atención a los viernes y sábados y la fabulosa sardinada a nuestra disposición.

En el idílico y coqueto rincón natural de la Cala d´en Serra encontramos un tranquilo chiringuito. Este desenfado quiosco de playa ofrece una cocina fresca y ligera de platos sencillos fríos y calientes, ensaladas, sandwiches. No dejéis de probar sus cócteles!!

Y la semana que viene más sugerencias desde nuestro blog, del agroturismo Can Planells.