Ibiza, tan bella que te deja sin aliento, calas de ensueño de aguas turquesas y arena blanca y fina, que contrastan con el verde de su flora autóctona. Si estás de visita en la isla, hay una cosa que no puedes perderte sin excusas: disfrutar de una de sus increíbles puestas de sol, un espectáculo de la naturaleza que siempre consigue que arranques en un aplauso tras la despedida del astro rey.

En este post, os proponemos 4 puestas de sol alternativas, para que descubras sitios dónde no es muy común disfrutar de este espectáculo, pero que sin duda son una experiencia inolvidable y mucho más íntima.

puntagalera-Nicola-Villa

Foto de Nicola Villa

1. Punta Galera ¡Una de las más espectaculares! Y esque a parte de las vistas de infarto del horizonte frente a ti, Punta Galera tiene una magia especial. Es un lugar poco frecuentado por bañistas, ya que no tiene arena sino plataformas de roca. Sus paredes rocosas están plagadas de mensajes y extrañas formas, además de varias figuras metálicas de buda donde la gente deja mensajes y ofrendas. Para ver esta gran puesta de sol puedes hacerlo desde una de sus rocas o desde el mar, y si eres más atrevido, podrás hacerlo sin ropa, ya que es frecuente encontrarse con nudistas en este lugar de ensueño.

puesta_de_sol_riviera_nayarit

2. Dalt vila Todo el mundo que viene a Ibiza busca la puesta de sol perfecta.. y alomejor piensan que será en la playa… ¡Nada más lejos de la realidad! En la capital de la isla del mismo nombre tenemos una puesta de sol urbana preciosa. El lugar perfecto para disfrutar de esta puesta de sol es desde lo alto de Dalt Vila, la ciudad amurallada de Ibiza ciudad. Después de dar un paseo por sus callejuelas y baluartes medievales, en lo más alto de la fortaleza, podrás disfrutar de una puesta de sol poco esperada en Ibiza.

chiringuito_maria_talamanca

3. Talamanca Talamanca a tan sólo 15 minutos a pie del centro de Ibiza, ofrece un ambiente muy especial. Con diversos chiringuitos y restaurantes a pie de playa, dónde comer unos calamares con los pies en la arena es posible. Paseando de punta a punta por su pasarela de madera mientras el sol se despide del día, dejando colores rosáceos y anaranjados en el ambiente será una experiencia fantástica.

sunset_ibiza

4. Racó d’en xic Un lugar aún desconocido para muchos, Racó d’en Xic. La más pequeña de las playas de Platges de Comte. Situada a mano izquierda, nos encontramos con un coqueto lugar de paredes rocosas, arena fina y un pequeño chiringuito ecológico. Desde aquí os aseguramos que las puestas de sol tienen un encanto especial, no sólo por la impresionante vista, si no por su íntimo entorno.